5 Consejos para luchar contra el sobrepeso de tu hijo

2018-05-04

Muchos padres desconocen que el sobrepeso de su hijo es motivo de preocupación. Un niño obeso tiene más probabilidades de desarrollar problemas de salud en el futuro. Toma nota de estos consejos para que puedas combatir el sobrepeso de tu hijo.

5 consejos para combatir el sobrepeso de tu hijo

Los padres se preocupan cuando el niño no come, pero también se preocupan cuando come demasiado. Esta razón, conscientes de que el sobrepeso es un problema real, vamos a resumir algunos de los problemas que conlleva el sobrepeso en los niños:

- El sobrepeso puede crear problemas en la escuela y en la forma en que socializa con sus amigos. Muchos son los casos de bullying de niños que molestan a otros con sobrepeso. Lo que trae consigo problemas de depresión y autoestima.

- Presión arterial elevada

- Dificultad para dormir

- Diabetes tipo 2

- Incremento de la glucosa en la sangre

- Colesterol alto

- Apnea del sueño

- Incrementa las posibilidades de que el niño sea obeso cuando sea adulto.

Ya que conoces los riesgos, sigue los siguientes consejos. No será fácil, pero con dedicación y empeño lograrás que tu hijo tenga un peso saludable.

 

       1- Tu hijo debe aprender a elegir los alimentos sanos

Tan pronto estés embarazada, debes elegir comer saludable. Lo ideal es que vayas introduciendo alimentos saludables poco a poco y reduciendo lo que no son tan buenos. Desde una edad muy temprana debes enseñarle a tu hijo a comer saludable.

No te canses de explicarle al pequeño porque un alimento es bueno y el otro es malo. Los Niños son muy inteligentes y te van a entender. Explícale como un alimento afecta o le da fortaleza a sus huesos. Explica la relación entre el sobrepeso y la salud del corazón.

Enséñale a combatir el estrés y la ansiedad desde pequeños, y de cómo afecta su salud.

Es esencial que tu hijo tome conciencia sobre los efectos dañinos de una dieta poco saludable. Que el niño crezca viendo la comida saludable como algo indispensable y bueno para él, no como un castigo.

  1. Incentiva a tu hijo a hacer ejercicio

Haz de esta actividad una diversión. Organiza salidas al parque, la playa o la piscina.

Seguramente tu hijo adora los paseos en bicicleta. Es divertido salir en familia a pasear en bicicleta. Organiza estos viajes dos o tres veces a la semana.

        3. Como padres deben ser creativos en la cocina

 

Una buena idea es permitirle que participen a la hora de preparar los alimentos. Pídele que te ayude a decorar los platos, a armar figuritas con la comida y a preparar platos sencillos y seguros para él o ella.

Cambia las papas fritas por chips de betabel o zanahoria. Se trata de ser creativos en la cocina y crear alternativas y recetas variadas para que el niño no se aburra.

 

        4. Haz el hecho de comer sano en tu hogar un estilo de vida

OTROS ESTÁN LEYENDO:

2016, año en que más niños han desparecido en los últimos 17 años, según Redim

“Madre entrega adolescente que confesó haber abusado sexualmente a 50 niños”, dice la policía

¿Cómo curar el dolor de espalda? A mi abuelita le dieron esto y… ¡SANTO REMEDIO!

Conoce los increíbles beneficios de las castañas 

¿Sabes qué es inositol? Conoce las tremendas propiedades que tiene para tu salud 

La ciencia dice que los maridos altos y las esposas bajitas tienen mejores matrimonios

¿Tu pareja ya no te besa? Estos son los motivos

La mejor forma de lograr esto es dejando de comprar comida chatarra, dulces, refrescos, botanas altas en sodio. Deja de comprar: cereales comerciales con mucha azúcar, galletas, helado, chocolate, dulce, papas fritas... Y en su lugar compra: frutas de temporada, chocolate amargo, fruto seco, vegetales...

Recuerda que si tu hijo está acostumbrado a comer mal, este cambio podría resultar demasiado drástico y complicado. Pero lo puedes lograr poco a poco.

      .

       5.Cambia sabiamente sus alimentos favoritos

Si a tu niño le gusta la hamburguesa, preparadas con ingredientes saludables. Elige carne magra de buena calidad, agrega hierbas y vegetales, queso asado bajo en grasa, etc.

Haz lo mismo con una pizza. En vez de comprar cereal comercial, avena integral con pedacitos de coco, añade vainilla, canela.