Los abuelos están siendo reemplazados por Google

2023-02-02

 

Cuando "Dios te dice" algo, significa que debes prestar atención, pues Dios te está hablando. Si en este día te sientes rechazado, tanto por las personas que te importan como por aquellas con las que compartes día a día en tu comunidad, trabajo, escuela, iglesia… Si en estos momentos enfrentas la cruda realidad del rechazo, debes buscar consuelo y amor en Dios.

Esta nota es un llamado a confiar en Dios y a encontrar consuelo en su presencia y amor incondicional. 

¿Por qué nos sentimos rechazados?

 

Nos sentimos rechazados por muchas razones, que bien podrían parecernos justas o no. Algunas de las cuales incluyen:

  • Diferencias personales: Las personas pueden rechazarnos si no están de acuerdo con nuestras opiniones, valores o forma de vida.
  • Inseguridades: La inseguridad en uno mismo puede llevarnos a sentirnos rechazados, ya que es más fácil creer que somos rechazados cuando no confiamos en nuestros dones.
  • Comportamiento negativo: Las acciones negativas, voluntarias o no, pueden alejar a las personas y llevarás a sentirse rechazados.
  • Expectativas no cumplidas: Cuando tenemos expectativas y esperanzas en relaciones o situaciones y estas no se cumplen, es fácil sentirse rechazado.

Es importante tener en cuenta que el rechazo es una parte normal de la vida y que todos nos sentimos rechazados en algún momento. Lo fundamental es aprender a manejar el rechazo de manera saludable y buscar apoyo en lugares y personas que nos hagan sentir amados y aceptados.

Sin embargo, ¿qué pasa cuando no logramos encontrar el apoyo que necesitamos para enfrentar el rechazo?

 

Dios siempre nos escucha

 

Esta es la buena noticia, Dios siempre está dispuesto a escucharte y a recibirte con los brazos abiertos. La Biblia enseña que Dios siempre escucha nuestras oraciones. Quizás, al momento de esperar una respuesta, nos falte paciencia. Nos desesperamos, aunque lo buscamos con fe e intención genuina.

Durante nuestra alocada y desesperada búsqueda por ser bien recibidos, podemos incluso llegar a sentirnos rechazados por Dios. Pero no, no te dejes abrumar por este sentimiento. Dios jamás te rechazará. Todo lo contrario, aunque el mundo entero te rechace, puedes ir a Él con total confianza.

 

Si la gente te rechaza, ven a mí, dice tu Señor

 

Es decir, como seres humanos, no tomamos muy bien el rechazo. De hecho, fuimos creados con mucho amor para recibir, no para rechazar. Ser rechazado es algo así como ser desechados como algo inútil o no bienvenido. Esta horrible sensación quebranta nuestro espíritu. Pero Dios en su amor infinito te atrae hacia él, pues te ama y para Él, tú eres valioso, valiosa.

Cuando te sientas rechazado, recuerda que nuestro Padre envió a Jesús a morir por ti, lo que demuestra que eres amado y valorado inconmensurablemente.

Dios es misericordioso, te perdona y te recibe

 

Cuán maravilloso es ir confiados al Trono de la Gracia y llevar nuestras peticiones. Dios es rico en misericordia. En Él siempre hallarás refugio y auxilio ante el rechazo. Él no te negará jamás su amor.

 

Acerquémonos, pues, confiadamente al trono de la gracia, para alcanzar misericordia y hallar gracia para el oportuno socorro. Hebreos 4:16

Recuerda, Dios no rechaza a nadie porque su amor es incondicional y Él nos acepta a todos sin importar quiénes somos o qué hemos hecho, su amor es eterno y perdurable.

 

Por tanto, en lugar de rechazarnos, Dios nos ofrece su perdón y su gracia, y nos da la oportunidad de tener una relación personal con él a través de su hijo, Jesucristo.

Mira este corto vídeo y recibe todo el amor y la atención de nuestro buen Dios.

Close Ad