Margarito Esparza Nevares, comediante y actor mexicano, falleció en un hospital de Puebla.

2020-11-20

Los afanes que tenemos en esta vida nos impiden constantemente tener paz. Siempre estamos "resolviendo" problemas, cuando no es una cosa, es otra. Es más, no hace falta que nosotros mismos nos metamos en problemas, pues basta con la ayuda de cualquiera para crearnos tremendo problema.

Entonces, ¿cómo es posible que tengamos paz en un mundo tan violento y tan lleno de problemas?

"En consecuencia, ya que hemos sido justificados mediante la fe, tenemos paz con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo (Romanos 5:1)".

¿Qué significa exactamente tener paz? 

La Palabra de Dios menciona varios tipos de paz. Sí, por si no lo sabías hay más de una.


¿Cómo podemos obtener la paz de Jesús?

Esta paz inexplicable viene a los creyentes que definitivamente han confiado en Cristo y que definitivamente han aprendido a descansar en Él. Estos en particular hacen su voluntad y no tienen problemas para inclinarse siempre por aceptar los preceptos de nuestro Dios.

Ahora bien, a mí me gustaría decirte que yo experimento esa clase de paz todo el tiempo, pero no es así... Es decir, yo también tengo altibajos. Sin embargo, por fortuna Pablo no se refiere a la paz personal, se refiere a "la paz que sobrepasa todo entendimiento".

Este es el tercer tipo de paz que Pablo menciona en la Biblia. Está en Filipenses 4:7. Pero te confieso que no entiendo, pues de verdad mi mente limitada no logra comprender este tipo de paz.



La paz de la que habla Pablo, que por cierto, él enumera como el primer beneficio de la salvación, es "la paz inexplicable con Dios por medio de nuestro Señor Jesús". 

Esta es básicamente la paz que viene a nuestro espíritu con el hecho de confiar en Jesús y creer que ya Él pagó el precio de nuestros pecados. No tenemos deudas pendientes gracias a Él.

Los que creemos esto sabemos que tenemos salvación la cual es duradera e interminable. 

Aquí está la paz que viene como consecuencia de los pecados perdonados y además, como todo es correcto entre tú y Dios. Notarán que Pablo menciona una y otra vez que tenemos paz por medio de la sangre de Jesucristo, lo que significa que todo está bien entre nuestro corazón y Dios. ¡Esta paz inexplicable es maravillosa!

Cuando Adán y Eva pecaron, no solo huyeron de Dios porque reconocieron que se alejaron, se separaron de Él, sino que Dios tuvo que alejarse del hombre. Recuerda que Dios es tres veces santo. Por lo tanto, cuando Jesús murió en la cruz fuimos justificados ante Dios, por lo que ahora, por Jesús, podemos volver al Padre, pues él nos espera con los brazos abiertos.

"Vengan a mí todos ustedes que están cansados y agobiados, y yo les daré descanso (Mateo 11:28)".


En resumen, Dios ya se ha reconciliado con todo aquel que ha creído en el sacrificio de su Hijo. Ya no debes hacer nada para merecer su perdón o para reconciliarte con Él.  

Por tanto, para tener paz solo necesitas una cosa: RECONCILIARTE CON NUESTRO SEÑOR.

Te deseo que hoy puedas experimentar la paz inexplicable, que sobrepasa todo entendimiento y que solo puede dar nuestro Señor Jesús.