Remedios caseros para restaurar la flora intestinal dañada

2016-05-12

Un día cualquiera a Frank Warren se le ocurrió una loca idea: decidió comprar tres mil postales con un lado en blanco, del otro lado escribió sencillas instrucciones y su dirección. Las instrucciones realmente simples pedían al que recibiera la postal escribiera en ella un secreto que jamás le hubiese dicho a nadie, claro de manera anónima, para su sorpresa eran muchas las personas que tenían un secreto para compartir y la loca idea dejó de ser tan loca.

Ahora Frank comparte todos esos secretos en su blog, dice que leer esos secretos de todas partes del mundo les ayuda a las personas a sentirse conectados, a animarse así mismo, y a querer disfrutar más aún la vida... LEER MÁS, CLIC AQUÍ



 


MÁS...


window.twttr = (function (d, s, id) { var js, fjs = d.getElementsByTagName(s)[0], t = window.twttr || {}; if (d.getElementById(id)) return t; js = d.createElement(s); js.id = id; js.src = "https://platform.twitter.com/widgets.js"; fjs.parentNode.insertBefore(js, fjs); t._e = []; t.ready = function (f) { t._e.push(f); }; return t; }(document, "script", "twitter-wjs"));