Según las mujeres, este es el hombre ideal...

2022-01-25

Sé que aún me quedan muchas cosas por lograr, pero seguiré firme, ya que no he dejado de soñar.

Y a pesar de que sé que muchas veces voy a fallar, continuaré avanzando hasta que mis sueños pueda alcanzar.

Sé que el cansancio, dolor y decepción me intentarán parar. El desánimo, la desesperación y temor me dirán que no lo voy a lograr. Mas ya aprendí a luchar contra ellos para así poder continuar, pues hoy comprendo que será mi actitud la que mi futuro va a determinar.

Tengo la esperanza de que todo terminará saliendo bien, pues pondré de mi parte y de todas formas me esforzaré. Si es posible estudiaré hasta amanecer, para poder ver en su momento mi meta emerger.

En las manos de Dios hoy pondré mi camino para que sea Él quien me guie hacia un buen destino. Le entregaré mis planes y todo lo que mi alma quiso
para que el haga en mí su voluntad como siempre la hizo. 

A Dios entregaré hoy mismo todo mi razonamiento para que Él llene mi mente de buen conocimiento; pues es Él de que viene la sabiduría y el entendimiento, y es Él quien nos perfecciona en todo conocimiento. 
Yo creo que Dios hará su perfecta obra en mi vida: sanará por completo mi alma y curará mis heridas. De modo que terminara dejándome preparado

para alcanzar aquellas cosas con las que siempre he soñado. 

No le temeré a lo difícil que puedan ponerse ciertas cosas, pues sé que pensando con calma se solucionaran todas las cosas. Por lo cual, tan solo me concentraré en poner de mi parte la confianza de que, con ayuda de Dios, todo bien siempre sale.

Escrito original de Cristian Eduardo

NO TE LO PUEDES PERDER: