Este Remedio Casero Hace Que Las Pulgas Salgan De Tu Casa Para Siempre

2018-10-23

Cuando Alex Powell cumplió 15 años su médico le informó que tenía cáncer. Necesitaba empezar la quimioterapia inmediatamente. Corrían los primeros años 90 y ni el doctor ni el adolescente pensaron sobre la preservación de la fertilidad de Alex. Pero afortunadamente, su madrastra lo hizo.

El adolescente avergonzado accedió a hacer algunas visitas incómodas al banco de esperma. Bueno, 23 años después ha sido la mejor decisión de su vida y Alex acaba de batir un récord mundial al convertirse en el padre del pequeño Xavier, el bebé más viejo del mundo.

 

Este es el pequeño Xavier. Alex y Vi son padres primerizos y cuentan que afortunadamente su bebé nació normal, excepto por la forma en que fue concebido.
Xavier tiene el récord mundial de ser el bebé nacido con el esperma más antiguo jamás usado en tratamientos de Fertilización In Vitro exitosos con semen congelado. Sorprendentemente el esperma de Alex era viable aun después de casi 23 años.

Antes de que los padres puedan explicarle al pequeño Xavier sobre cómo fue concebido, le contaremos sobre la vida de su padre.

Alex se crio en Melbourne bajo el cuidado de su madrastra Patricia y se formó entre ellos un vínculo un perdurable. Todo transcurrió normal, su educación era bastante normal hasta sus 15 años cuando le diagnosticaron a Alex un linfoma de Hodgkin, sólo tienes 15 años. Debido a que el cáncer se encuentra en las primeras etapas, se le recomendó quimioterapia inmediata, lo que ayudaría a eliminar el cáncer en desarrollo, y devolverle la oportunidad de tener una vida normal. Sin embargo, también se le dijo algo más sobre su estado general...

 

La primera sensación de Alex fue de terror. Fue un gran choque. Por fortuna, Patricia mostró interés por los efectos secundarios de estos medicamentos que salvan vidas, pero que a menudo son ignorados. Entre estos efectos no deseados está la infertilidad. Desafortunadamente, hubo efectos secundarios en el procedimiento de quimioterapia. Alex Powell, que entonces sólo tenía 15 años, debía ser esterilizado como resultado de la quimioterapia. Esta fue una noticia devastadora para el joven.

“La preservación de la esperma puede ser una conversación incómoda a los 14 o 15 años, yo diría que sí”, dice Alex. Agregando: “En 1993, Alex, de quince años, no estaba contemplando la paternidad, pero Patricia lo convenció, aunque tuvieron conversaciones embarazosas, pero necesarias. 

Por algún tipo de milagro, el esperma que Alex había almacenado hace 23 años en el pasado, finalmente había sido el medio para la paternidad que Alex estaba buscando. Y he aquí, Alex y Vi se convirtieron en padres de un niño sano y hermoso. Se ha convertido en una bendición para sus padres. 

Esto es un milagro, ya que no se sabe de casos en que los espermatozoides funcionen durante un período tan largo, especialmente si se quedan congelados. Sin embargo, los espermatozoides de Alex no sólo eran funcionales, sino también fértiles; el resultado es el nacimiento del bebé milagro.

 
Fuente