2020-07-25

Orar por una enfermedad o cualquier otro tipo de circunstancia que no podemos controlar es una parte extremadamente significativa de la vida. Ya sea que ores por la curación de un corazón roto, una enfermedad o por crecimiento espiritual, hay pasos importantes que debes tomar en cuenta para poder hacerlo.

¿Cómo puedo orar por sanidad?

El primer paso que debes dar para aprender a orar por tu salud integral (física, emocional y espiritual) es ser capaz de elevar al Trono de la Gracia una oración sincera, con un corazón contrito y humillado. Si no tienes idea de cómo hacerlo, a continuación, te presentamos una oración modelo, la cual puedes usar en un inicio. Luego, poco a poco verás como tus palabras saldrán de tu boca mucho más fácilmente. A medida que crezca tu relación con Dios, elevar una oración será más que una necesidad.


Sin embargo, la oración no te servirá de nada, si no crees que la oración que estás haciendo la estás elevando al Dios altísimo, no servirá de nada. Significa que tendrás que prestar atención a las palabras que le estás diciendo.

¿Funcionará mi oración por sanidad?


No, no podemos garantizarte un final feliz ni podemos asegurarte que tu situación se resolverá y estará todo perfecto. Todo depende de la voluntad de Dios, y su voluntad siempre es perfecta; por tanto, espera en Él.

Jesús conoce bien el sufrimiento y el dolor. Dios puede escuchar los gritos más profundos de tu corazón. No te ignorará, aunque puede que al principio no entiendas el porqué de las cosas, poco a poco entenderás que lo mejor que puedes hacer es entregarle el control absoluto a Dios.

Ahora puedes hacer clic en este enlace para que puedas orar por tu sanidad espiritual y física.


ORACIÓN POR SANIDAD