15 Cosas que la industria de belleza no quiere que sepas

2016-11-18

No pierdas de vista tu llamado, tus sueños, tus metas, tu visión.

Insisto. Tú no eres tan solo un ser humano más, nacido por casualidad y sin rumbo, propósito, meta o esperanza en este mundo.

Déjame hacerte una pregunta:

¿Cómo podría yo convencerte de que mi anterior párrafo es cien por ciento verdad?  ¿Quieres ver una prueba, una señal, de que Dios te ha escogido con un propósito único y especial? Sigue leyendo y aquí tu corazón la descubrirá…

Te pareces en esto a Jesús:

Su madre sabía que Jesús era Hijo del Todopoderoso, concebido de manera sobrenatural por El Espíritu Santo. Si has leído la biblia con cuidado, recordarás que María, no le contaba a todo mundo acerca del poderoso y único propósito de su hijo. Antes de darse a conocer, de iniciar su ministerio, no sé cuántas personas sabían que Jesús seria el salvador del mundo, pero creo que eran muy pocas.

Y eran más pocas aquellas quienes realmente lo creían. Para empezar, una parte de la familia de Jesús, no creían en su misión, en su llamado, así como posiblemente muchos duden del tuyo, ¿no lo crees? Mira, la biblia lo dice:

Marcos 3:20- 21 Jesús llegó a una casa, y la multitud se juntó de nuevo, a tal punto que ellos ni siquiera podían comer. 21 Cuando sus parientes oyeron esto, fueron para hacerse cargo de Él, porque decían: Está fuera de sí. (otras traducciones: “loco”)

Juan 7:3-5    "Y le dijeron sus hermanos: Sal de aquí, y vete a Judea, para que también tus discípulos vean las obras que haces. 4 Porque ninguno que procura darse a conocer hace algo en secreto. Si estas cosas haces, manifiéstate al mundo. 5 Porque ni aun sus hermanos creían en él."

Uno de los más grandes obstáculos para estar seguro de que tu llamado viene de Dios, es la duda, pero no una duda en general, si no la duda acerca de ti mismo. Te conoces mejor que nadie, conoces tus virtudes, tus errores, tus pecados, y tus más negros y no tan negros secretos. Y la otra cara de la duda, es la que esta plantada en las mentes de otras personas que te conocen, te conocieron, o piensan que te conocen y porque han visto tus errores y tus horribles fallas, dudan, con todo su corazón de que tú seas llamado de Dios.

¿Porque dudaba la familia de Jesús acerca de su ministerio?

Porque lo miraban con sus ojos humanos, carnales, a través del filtro de su propia incapacidad. Cuando una persona tiene grandes dudas sobre sí mismo, también le será difícil ver las virtudes, cualidades, posibilidades y potencial de otra persona. Si te dicen que eres un fracasado, es porque ellos mismos creen que sus propios errores les hacen imposible tener éxito. De ahí viene el proverbio, “Nadie es profeta en su propia tierra”. Lo dijo Jesús mismo. No te creen, porque te conocen y porque en ti se miran a si mismos y una persona como ellos mismos, similar a ellos, no puede, segun ellos, ni deberia tener exito de ningun tipo. ( Y conste, que lo he comprobado cientos de veces, la mayoria de fallas que ellos ven en ti, y en si mismos, son imaginarias)

La gente de tu tierra solo ve tus fallas, porque no quieren ver otra cosa. La gente de tu tierra, también solo ve sus propias fallas porque los demás los han convencido de que solo tienen fallas y no hay en ellos ninguna virtud, y mucho menos un llamado divinho.

Tengo la bendición de haber conocido a muchas personas quienes en el pasado tuvieron muchos errores, pecados, y venían de una condición muy humilde, pero le creyeron a las promesas de Dios y alcanzaron lugares donde solo la bendición de Dios los pudo haber llevado.

Y a veces, cuando otras personas (vecinos, amigos, parientes) que también los conocieron y no estaban enteradas del éxito que aquellos alcanzaron y se dan cuenta, simplemente no lo pueden creer.  Se les hace imposible.

Sus típicas frases:

  • -          No puede ser si ese era un pecador
  • -          Era un borracho mujeriego
  • -          Era un holgazán
  • -          Era un ratero
  • -          Estuvo en la cárcel
  • -          Era una prostituta
  • -          Me debe dinero
  • -          Les debe a todos
  • -          Se acostaba con todos los hombres del pueblo
  • -          Era una mentirosa
  • -          Yo lo vi caer en error y pecado muchas veces.

Conste que las frases anteriores no significan la verdad, sino más bien externan lo que hay en el corazón de esas personas que no pueden concebir que un vecino, amigo, compañero de trabajo o iglesia quien fue humilde y lleno de fallas haya llegado a lugares altos y haya sido bendecido de mil maneras y ahora tenga influencia sobre multitudes, y menos podrán creer que esas bendiciones vengan de Dios.

SI de casualidad tu eres de los que dudan del llamado de otros, porque tú los “conoces bien” o les sabes “algunos secretillos”, yo te pediré que recapacites, te arrepientas ante Dios y si has ofendido a alguien con esas palabras, he aquí la prueba de tu arrepentimiento, ve con esa persona y pídele perdón y verás como Dios cambiara tu corazón.

Y te lo digo con la autoridad que me ha sido dada para establecer la palabra y el reino de Dios: Si persistes en menoscabar, menospreciar, herir y tratar de destruir el ánimo y la veracidad de su llamado y visión, si continúas dejándote usar por satanás vendrán ruina y maldición a tu vida. Es el fruto seguro de los que sirven a satanás.

Si alguna vez has sentido que Dios está enojado contigo y no te bendice, reconoce en tu corazón que te has dedicado a atacar a otros, ya sea en secreto o abiertamente. Arrepiéntete, cambia tus caminos, pide perdón.  Tenía que decirte lo anterior antes de continuar.

¿Porque María no les explicaba o convencía a sus familiares de quien era Jesús?  Creo que, si el ministerio de Jesús hubiese ocurrido hoy en día, María hubiese sido la “Directora de Inteligencia”, esto es, como en los ejércitos, la encargada de determinar los acechos presentes y futuros del enemigo y como evitarlos. María sabía que Herodes quiso matar a Jesús, y ella sabía que entre los fariseos y religiosos habría una incomodidad y lo más seguro es que tratarían hacer algo para matarlo.  María sabía que ella misma sufriría tarde o temprano al ver a su hijo ser azotado a manos de los fariseos, pero sinceramente, ella no sabía ni el día ni la hora, además, al igual que Jesús, ella sabía que “aún no era su tiempo” de revelarse al mundo como El Unigénito Hijo de Dios.

Lucas 2:19 María guardaba TODO ESTO en su corazón, y lo tenía muy presente.

Por eso era mejor “guardar esas cosas en su corazón”, es decir, todas las manifestaciones divinas que emanaban de su hijo, era mejor que estuviesen guardadas en lo secreto por un tiempo y no era nada bueno andarle presumiendo a otros que su propio Hijo seria el salvador del mundo.

María si creía en el ministerio de su Hijo. Los demás miembros de la familia, no estaban muy convencidos. Juan el bautista también lo sabía y lo creía, y cuando llego el momento lo dio a conocer al mundo:

Juan 1:29 Al día siguiente Juan El Bautista vio a Jesús que venía hacia él, y dijo: He ahí el Cordero de Dios que quita el pecado del mundo.

Igualmente, María:

Juan 2:5 (en las bodas de Canaán cuando se dieron cuenta que no había vino) Su madre dijo a los que servían: Haced todo lo que Él os diga.

La prueba sobrenatural de que has sido llamado por Dios, y que él tiene un propósito único, y una misión especial que cumplir en tu vida se divide en dos partes.

La primera:  La insistencia de Dios de hablarte por todos los medios posibles y de recordarte que eres único, especial y de decirte, y en cierta manera, mandarte, a que creas y lleves a cabo esa misión divina.

La segunda parte: La resistencia que has enfrentado para creer, iniciar y permanecer en ese llamado es prueba de que Dios te ha escogido, y de que hay un enemigo en tu contra que no quiere ver que te levantes.

Perdona si no te ofrezco pruebas más estruendosas y rimbombantes. Yo sé, porque Dios me lo ha dicho y me lo ha mostrado innumerables veces que los que son en verdad llamados por Dios no necesitan de este tipo de pruebas todo el tiempo. Dios ya te las ha dado, te ha hablado de muchas maneras, a través de su palabra, a través de personas, a través de sueños y tú le has creído, pero no totalmente. Aun miras los obstáculos terrenales y para ti los peores obstáculos son tus propios errores, fallas, tu imperfecto pasado.

Ya leíste que Jesús mismo enfrentó obstáculos. AL principio, ni su misma familia creía en El, pero al final algunos de sus parientes formaban parte de su ministerio y hasta fueron en su momento torturados y asesinados por amor a Él.

Abre tus ojos a las bendiciones que si tines y quita sus ojos de las que no tienes. No necesitas:

  • -          “contactos” profesional o ministeriales
  • -          Dinero
  • -          Títulos profesionales
  • -          Experiencia previa
  • -          El apoyo de un grupo o una organización
  • -          El apoyo de tu familia.  (Si eres menor de edad, estas sujeto a tus padres o tutores. En las cosas buenas y provechosas, como, por ejemplo, tu futuro ministerio o carrera, ellos representan una guianza de Dios para ti. No puedes salir libre a la calle a desarrollar tu llamado sin el permiso o supervisión de tus padres. Igualmente, si eres casado con hijos, o sin hijos, necesitas el apoyo de tu cónyuge, y necesitas garantizarles a ellos tu amor, tu presencia, tu cuidado, tu supervisión y la manutención financiera. No caigas en error de diablo: Dejarlo todo por Cristo no significa abandonar a tus hijos a que pasen hambres ni exponer a tu esposa a situaciones difíciles. Dios no apoya al hombre, ni a la mujer que piensan que el llamado de Dios está por encima de su familia inmediata, (cónyuge, hijos). La biblia ordena que trabajes, y que proveas para los tuyos:

El apóstol Pabloo escribe: 2 Tesalonicenses 3:10   Porque aun cuando estábamos con vosotros os ordenábamos esto: Si alguno no quiere trabajar, que tampoco coma.

(si ninguna incapacidad física o mental te lo impide, tú debes “querer” trabajar, y lo demuestras obviamente trabajando. Hoy en día aun personas que están incapacitadas físicamente pueden encontrar trabajo en el cual no tengan que salir de su hogar)

También esto lo escribe el apóstol pablo:  1 Timoteo 5:8 porque si alguno no provee para los suyos, y mayormente para los de su casa, ha negado la fe y es peor que un incrédulo.

Aun si no estás de acuerdo con los versículos bíblicos anteriores, o con mis argumentos, no te puedes desligar de tus responsabilidades. Aun si eres el mejor predicador del mundo, si no provees para los tuyos, eres luz de la calle y oscuridad de tu hogar. Por eso tantos hijos de ministros no quieren saber de Dios, por el mal ejemplo que les han dado sus irresponsables padres (y en algunos casos, también sus madres).

Los párrafos anteriores solo tratan de establecer cual es un obstáculo para tu llamado. El mayor obstáculo real, es tu desobediencia. La desobediencia está por encima de la duda en que, es desobediente aquel que sabe hacer lo bueno, y no lo hace. Tu ya sabes hacer lo bueno, YA SABES QUE ERES LLAMADO POR DIOS: Y si tu en tu corazón crees en Dios y le crees a Él, tu duda se convierte en desobediencia.

No trates de explicarle a Dios, ni a nadie más, el porqué de tu desobediencia ni tus razones para no creer en el propósito único de Dios para ti. Ni a Dios, ni a la gente le interesan conocer las excusas de los cobardes. (Perdón si ofendo a alguien, pero, no creer, no actuar, no enfrentar, y no llevar a cabo no son productos o síntoma de procrastinación, sino un fruto de la cobardía).

Si le has creído a Dios y caminarás al futuro obedeciéndole, cumpliendo la misión que le te ha dado, te felicito. Dios, es un Dios de valientes como tú. Todos los valientes atravesaron por un tiempo de dudas. Todos los valientes decidieron creerle a Dios y hacer un lado las dudas. Todos los valientes cometieron pecados y errores y cayeron de una manera u otra, en público o en secreto, estrepitosamente. Todos los valientes se arrepintieron, se alejaron del pecado y se levantaron de nuevo porque le creían a Dios, y ninguna falla personal se iba a interponer entre Dios y ellos. Todos los valientes verán un día el rostro de Cristo y recibirán de sus manos, la corona de la vida, pero:

Apocalipsis 21:8 “…los cobardes e incrédulos tendrán su herencia en el lago que arde con fuego y azufre…

No pierdas de vista tu llamado. Es tiempo de que te levantes hoy. Dios está contigo.

Escrito para ti por :  Hermes Alberto Carvajal

GRACIAS POR COMPARTIR ESTA NOTA EN FACEBOOK


LEE AQUI ABAJO, DIOS HABLARÁ A TU VIDA ...COMPARTE

¡TU BENDICIÓN TOCA TU PUERTA! 

El cáncer es una enfermedad sistémica. Esto significa que, incluso, si el cáncer se ha manifestado en el LEER MAS, ¿Como prevenir cáncer de pecho?

Conoce la vida y la batalla que tuvo que librar Saúl Brockmann, luego de ser diagnosticado con cáncer a los 25 años de edad. El tiene un mensaje muy especial para ti en su testimonio de sanidad y agradecimiento.LEER MAS AQUI TESTIMONIOS DE SANIDAD DE CANCER

Según Rick Simpson, un ingeniero y médico autodidacta, quien fue diagnosticado en 2002 con cáncer de piel, asegura que su receta ha curado a más de 5000 personas LEER MAS  Elimina todo tumor en 3 meses

Video muy conmovedor, no lo veas, si estos videos te hacen sentir triste - DESPEDIDA FINAL DE UN ENFERMO DE CANCER

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus