Beliefnet

Conoce Los Síntomas De La Endometriosis Y Sus Posibles Causas

Sí, es posible perder peso mientras duermes. ¿Cómo es eso? Lee atentamente esta nota.

¿Sabías que...? Tomar una cucharada o dos de miel antes de acostarte puede ayudarte a dormir mejor y a perder peso mientras duermes.

Sí, seguro te estás preguntando, ¿cómo es posible que algo tan dulce pueda ayudarme a perder peso mientras duermo? Pues la respuesta es muy sencilla:

Creo que todos sabemos que nuestro metabolismo se hace más lento por la noche, por lo que debemos evitar los atracones de comida demasiado tarde si deseamos tener un vientre plano.

¿Has oído hablar de la dieta de Hibernación? Pues este es un enfoque revolucionario para metabolizar las grasas. Se cree que la miel es un alimento ideal, pues proporciona un mecanismo alimenticio excelente para el hígado durante las noches. Esto es porque su proporción de fructuosa y glucosa es ideal. Por ejemplo, la miel contiene fósforo y potasio que intervienen en la metabolización de los azúcares consiguiendo así que estos se asimilen mejor. Pero lo más importante es el equilibrio entre glucosa y fructuosa, así como también las enzimas de la miel las que otorgan a sus azúcares unas propiedades especiales que ayudan a que digieras mejor y a que engordes menos.

¿Cómo puedes perder peso mientras duermes?
Primero, debo aclararte que siempre es necesario que hagas ejercicios y comas sano. Esto es vital para el buen funcionamiento de tu organismo. Evita los alimentos refinados o procesados como el pan blanco, la pizza, hamburguesas, dulces, chocolates, cerveza... En cambio, Mike McInnes, un farmacéutico creador de esta dieta de Hibernación, sugiere tomar una o dos cucharadas generosas de miel en la noche, ya sea en una bebida caliente, un batido o tomarla directamente sin mezclar.

Tu cerebro demanda energía todo el tiempo, pero no puede almacenarla; por lo que la energía que utiliza el cerebro viene, primeramente, de tu hígado. Tomando en cuenta que tu hígado sólo puede almacenar tan solo una pequeña cantidad de energía, unos 75 gramos. Durante la noche, tu cuerpo necesita energía para su curación. Es decir, para construir nuevas células de órganos, huesos, piel, músculos, cabellos, uñas... todas tus funciones vitales. Todo esto trabajando a través de tu hígado. 

Imagina este proceso como un periodo en el que tu cuerpo entra en fase "mantenimiento", en el que las calorías que exige provienen de tu hígado. Por si no lo sabías, las primeras 4 horas de sueño están dedicadas a la "reparación". Es por eso que es tan importante que te acuestes temprano y no te desveles haciendo los quehaceres u otros compromisos. 

Según la Medicina Tradicional China, las horas de máxima concentración de energía durante la noche para cada órgano son las siguientes:

Entre las 9 y 11 p.m.: el cuerpo elimina químicos innecesarios y tóxicos mediante el sistema linfático del organismo.

Entre las 11 p.m. y la 1 a.m. el cuerpo realiza el proceso de desintoxicación del hígado, el cual debe hacerse en un estado de sueño profundo... CONTINÚA EN LA PÁGINA SIGUIENTE






¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus