Imágenes con frases apasionadas para enamorar al hombre que amas

Una mujer de 67 años de edad tenía programada una cirugía de cataratas. La mujer se quejaba de que tenía los ojos secos o quizás era cuestión de su vejez lo que le estaba causando el malestar, le dijo a su cirujano.

Pero lo que los médicos del Hospital Solihull en el Reino Unido descubrieron la causa real de su malestar. Lo que encontraron era mucho más preocupante: 27 lentes de contacto, pegadas en el ojo derecho de la mujer formando una "masa azul".

El incidente fue publicado en un artículo en el BMJ a principios de este mes.

Rupal Morjaria, una especialista en oftalmología y autora del artículo, dijo que la mujer no se había quejado de ningún problema visual antes de la operación.

Richard Crombie, anestesista consultor en el hospital, estaba empezando a adormecer su ojo para la cirugía cuando encontró el primer grupo de lentes de contactos.

"Puso un espéculo en el ojo para mantener el ojo abierto mientras ponía el anestésico, y notó una masa azul bajo el párpado superior", dijo Morjaria.

Esa masa era nada menos y nada más que un grupo de 17 lentes. Los otros 10 fueron descubiertos en un examen adicional.

"Estábamos todos sorprendidos", dijo Morjaria. "Nunca antes nos hemos encontrado con algo así".

El Dr. Thomas L. Steinemann, portavoz clínico de la Academia Americana de Oftalmología, dijo que sí ha visto en los pacientes una lente pegada, pero nunca 27.
"Esto es algo para los Records Guinness, por lo que pudo decir," dijo.

La mujer había estado usando lentes de contacto mensuales desechables durante 35 años, pero no está claro cuánto tiempo habían estado en su ojo.  La mujer les dijo a los cirujanos que cuando intentaba quitarse un contacto de ese ojo, no podía encontrarlo.

La paciente acababa pensando que lo había dejado en algún sitio, explicó Morjaria, pero en realidad la lente estaba atascada en su ojo con las demás.

Y aunque había acumulado 27 lentes de contactos en su ojo derecho, el ojo izquierdo estaba bien. Morjaria dijo que el ojo derecho tenía una visión más pobre, lo que podría explicar el desequilibrio. 

OTROS ESTÁN LEYENDO:

Tratamiento natural contra las hemorroides
Elimina el acné y las espinillas con este tratamiento relámpago con vinagre de sidra de manzana
Niñera le rompe el brazo a niño de tres años porque se orinó en los pantalones

 

 

Morjaria no sabe si la mujer llegó a tener citas con algún optometrista antes de que se hiciera el hallazgo, pero no cree que hubiera tenido chequeos regulares.

Morjaria dijo que ella y los otros autores del artículo quieren aumentar la conciencia sobre las posibles consecuencias del uso de lentes de contactos sin tener citas médicas regulares.

"Si las personas que utilizan lentes de contacto saben que no se quitaron las lentes y están sintiendo una 'sensación divertida en el ojo', necesitan que lo revisen", concluyó Morjaria. 

¿Cómo sabes si se te quedó el lente de contacto atrapado en el ojo? 

"Las señales de advertencia de que tienes una lente de contacto atrapada incluyen: dolor agudo o rasposo, sensibilidad a la luz y enrojecimiento, ojos secos, sensación arenosa", explica el Dr. Steinemann. 

Steinemann agregó que las lentes suaves, como las desechables que esta paciente habría usado, pueden actuar como una esponja para absorber las bacterias, lo que resulta en una "alta probabilidad" de infección. 

La cirugía de la mujer se pospuso después de que las lentes de contactos fueron eliminadas, debido a ese mayor riesgo, dijo Morjaria. Regresó dos semanas después, sintiéndose "mucho mejor", y al fin tuvo su cirugía de cataratas.

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus