Salmo 91 oración guiada, El que habita al abrigo del altísimo.

2016-05-12
Anita y Sonia vienen de una familia muy pobre. Su padre, aunque trabaja mucho, no podía costear la operación que les devolvería la vista a sus pequeñas. Estos padres se sentían impotentes, ya que, de no ser operadas, serían ciegas de por vida. 

 



 


TE PUEDE INTERESAR:

Ciegos de nacimiento podrán leer la Biblia
Científicos demuestran la existencia de Dios utilizando una computadora
Ciego y sin poder caminar... ¡ESTO ES UN MILAGRO!
¡Serías capaz de robarle a una persona ciega?