Cáncer de la Tiroides

Definición

El cáncer de la tiroides es un cáncer de la glándula tiroidea. Esta glándula produce la hormona tiroidea y se encuentra en la parte anterior del cuello. Los tumores de la glándula tiroidea a menudo aparecen como un chichón en el cuello, llamado nódulo. En la mayoría de los casos, los nódulos de la tiroides no son cancerosos. Aquellos que sí son cancerosos tienen el potencial de diseminarse por todo el cuerpo.

Cáncer de la Tiroides

factsheet image

© 2008 Nucleus Medical Art, Inc.

Hay diferentes tipos de cáncer de la tiroides, como:

Carcinoma papilar - el tipo más común. Generalmente se desarrolla lentamente y a menudo se expande a los nódulos linfáticos del cuello. Si se detecta a tiempo, este tipo de cáncer de la tiroides es curable en muchos de los casos.

Carcinoma Folicular - el segundo tipo más común. Se sitúa generalmente en la glándula tiroidea pero puede diseminarse a otras partes del cuerpo como los pulmones y huesos. Por lo regular no se expande a los nódulos linfáticos. Si se detecta tempranamente es curable en muchos de los casos.

Carcinoma Anaplástico - una forma extraña de cáncer de la tiroides. Invade rápidamente el cuello y otras partes del cuerpo y muchas veces es fatal.

Carcinoma Medular Tiroidal (MTC por sus siglas en inglés) - una forma de cáncer que se desarrolla de las células de la glándula tiroidea llamadas células-C. A menudo se disemina a los nódulos linfáticos, pulmones o hígado antes de que se descubra un nódulo tiroideo. Hay dos tipos de MTC:

  • MTC esporádico
  • Carcinoma medular de tiroides familiar (FMTC por sus siglas en inglés)

Linfoma de Tiroides - un tipo poco común de cáncer de tiroides. Muchos casos ocurren en personas que tienen una enfermedad llamada Tiroiditis Hashimoto, en la cual el sistema inmune ataca a la glándula tiroidea.

Causas

La causa exacta del cáncer de tiroides es desconocida.

Factores de Riesgo

Un factor de riesgo es algo que incrementa la posibilidad de contraer una enfermedad o padecimiento.

  • Dieta baja en yodo
  • Historial de radiación en la cabeza, cuello o tronco, especialmente en la infancia o niñez
  • Antecedentes familiares de cáncer de la tiroides
  • Sexo: Femenino
  • Edad: 30 años en adelante

Síntomas

Los síntomas pueden incluir:

  • Una protuberancia en el cuello
  • Dolor en el cuello, algunas veces llega hasta las orejas
  • Ronquera
  • Dificultar para deglutir
  • Dificultad al respirar
  • Tos persistente
  • Glándulas linfáticas agrandadas en el cuello

Diagnóstico

El doctor le preguntará acerca de los síntomas, historia medica, además le realizará un examen médico. Esto puede incluir un examen minucioso del cuello para encontrar protuberancias o anormalidades.

Las pruebas podrían incluir:

Aspiración con una aguja delgada - extirpación de fluidos y células de un nódulo tiroidal con una aguja muy fina. Este examen puede ser realizado en el consultorio del doctor y puede o no requerir anestesia local.

Examen de sangre - - no puede detectar el cáncer, pero puede ayudar a determinar la condición de la glándula tiroidea.

Scan de Tiroides - rayos-X tomados después de que se inyecta yodo radioactivo en la sangre. El yodo es absorbido por la glándula tiroidea, haciéndola más visible y luminosa en la placa.

Ultrasonido - un examen que usa ondas sonoras para examinar los nódulos de la tiroides.

Biopsia quirúrgica - tomar una muestra de tejido de la tiroides para buscar células cancerosas.

Tratamiento

Una vez que se detectó cáncer de la tiroides, los exámenes se realizan para saber si el cáncer se ha extendido y, en ese caso, qué tanto. El tratamiento depende del estadío del cáncer.

Los Tratamientos Incluyen:

Cirugía - eliminación parcial o total de la glándula tiroides y posiblemente de algunos nódulos linfáticos a su alrededor. Dependiendo de qué cantidad de la glándula sea eliminada, puede ser necesario tomar hormonas tiroideas después de la cirugía.

Terapia con Yodo Radioactivo - usar grandes dosis de yodo radioactivo para destruir la glándula tiroides y el cáncer sin afectar al resto del cuerpo. Este tratamiento también es usado para destruir tejido tiroideo que no se pudo quitar en la cirugía y para tratar el cáncer de la tiroides que pudo haberse extendido a los nódulos linfáticos y a otras partes del cuerpo.

Terapia de Radiación Externa - el uso de radiación para eliminar las células cancerosas y tumores. La radiación es dirigida al tumor desde una fuente externa al cuerpo.

Quimioterapia - el uso de fármacos para matar las células cancerosas. La quimioterapia puede ser administrada en muchas formas como: pastillas, inyecciones y vía catéter. Los fármacos entran al torrente sanguíneo y viajan a través del cuerpo matando principalmente células cancerosas pero también a algunas células sanas. La quimioterapia usada como tratamiento de cáncer de tiroides es de investigación solamente; esto significa que la quimioterapia no ha mostrado su efectividad para controlar o matar el cáncer de la tiroides.

Prevención

Debido a que la causa exacta del cáncer de la tiroides es desconocida, la detección temprana y el tratamiento son la mejor manera para prevenir la muerte a causa de la enfermedad.

  • Entre los 20 y 39 años, realizar un examen físico de la tiroides cada 3 años.
  • Cuando se es mayor de 40 años, realizarse un examen físico de tiroides cada año.

Exponerse a la radiación es un factor de mayor riesgo para el cáncer de la tiroides, por lo tanto:

  • Evite la exposición innecesaria a la radiación.
  • Si ha estado expuesto a radiación en la cabeza, cuello o tronco, particularmente en la infancia, hágase exámenes frecuentes para el cáncer de la tiroides.

Organizaciones

American Cancer Society
http://www.cancer.org

Fuentes:

"New hope for thyroid cancer." Lancet , August 26, 2000.

"What causes thyroid cancer?" Journalof the National Cancer Institute , December 3, 1997.

The Merck Manual of Medical Information - Home edition . Pocket Books, 1999.

American Cancer Society

National Cancer Institute



Último revisado Enero 2003 por EBSCO Publishing's Medical Review Board

Se provee esta información como complemento a la atención proporcionada por su medico. Dicha información no tiene el propósito o la presunción de substituir el consejo medico profesional. Procure siempre el consejo de su medico o de otro profesional de la salud competente antes de iniciar cualquier tratamiento nuevo o para aclarar cualquier duda que usted pueda tener con relación a un problema de salud.


Your Health and Happiness


DiggDeliciousNewsvineRedditStumbleTechnoratiFacebook