A veces en el matrimonio cuesta trabajo ponerse de acuerdo. Hablamos de dos personas completamente diferentes que se unen para formar uno solo; por lo que, discutir la mayor parte del tiempo no es algo raro. Sin embargo, la Biblia nos manda a dejar la ira, el enojo, la malicia, la blasfemia y las palabras deshonestas de nuestra boca [VER Colosenses 3:8-17].

Colosenses 3:8-17

8 Pero ahora dejad también vosotros todas estas cosas: ira, enojo, malicia, blasfemia, palabras deshonestas de vuestra boca.

9 No mintáis los unos a los otros, habiéndoos despojado del viejo hombre con sus hechos,

10 y revestido del nuevo, el cual conforme a la imagen del que lo creó se va renovando hasta el conocimiento pleno,

11 donde no hay griego ni judío, circuncisión ni incircuncisión, bárbaro ni escita, siervo ni libre, sino que Cristo es el todo, y en todos.

12 Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia;

13 soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros.

14 Y sobre todas estas cosas vestíos de amor, que es el vínculo perfecto.

15 Y la paz de Dios gobierne en vuestros corazones, a la que asimismo fuisteis llamados en un solo cuerpo; y sed agradecidos.

16 La palabra de Cristo more en abundancia en vosotros, enseñándoos y exhortándoos unos a otros en toda sabiduría, cantando con gracia en vuestros corazones al Señor con salmos e himnos y cánticos espirituales.

17 Y todo lo que hacéis, sea de palabra o de hecho, hacedlo todo en el nombre del Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él.

Aunque creas que tu enojo tiene justificación, la Biblia lo condena. Sí, sé que es difícil. Sobre todo, cuando no sabes qué pasa por la mente de tu pareja o cuando no logras entender como él es capaz de hacerte enojar tanto. Sin embargo, lo mismo podría estar pensando él sobre ti. Ambos entran en una situación en la que ninguno de los dos quiere dar su brazo a torcer. Entonces, ¿qué debes hacer?

 

No hemos dicho que todo lo expuesto arriba sea fácil. Las emociones que nos invaden pueden ser positivas o negativas. Percibimos como emociones positivas: el amor, la honestidad, la dulzura, la amabilidad, etc. Por el contrario, percibimos como negativo la falta de justicia, Es decir, nos enojamos cuando no recibimos lo que creemos que merecemos.

¿Cómo calmar nuestra ira en 10 segundos?

 

1. Cuando estalles en ira, tienes que alejarte de inmediato. Tan pronto veas que la discusión se está saliendo de control, desconectarte por un momento será difícil, pero es necesario. Déjale saber que reconoces el problema y que necesitas tiempo para aclarar tus pensamientos. Por lo general, darte cuenta de que debes hacer esto, te calmará.

2. Identificar el conflicto. Cada uno de nosotros reaccionamos de manera diferente ante un conflicto. Cuando ya estés en calma, con la cabeza fría, habla sobre el problema sin pelear. Pon atención a tu respiración. Escúchate al hablar y controla la situación, no te dejes llevar de tus emociones.

3. Antes de iniciar la conversación pide amablemente que te escuche sin interrupciones. Habla sin ofender o maltratar al otro. Cada uno debe contar su versión de la historia.

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus