10 Famosos Que Han Vivido Escenas Trágicas De La Vida Real…

La queratosis pilaris o queratosis pilar es una afección cutánea común completamente inofensiva, pero puede ser difícil de mantener bajo control. Resulta de un exceso de queratina en los folículos pilosos; la misma presenta como manchas secas, ásperas de la piel y diminutas protuberancias rojas que pueden aparecer en los muslos, en la parte posterior de los brazos e incluso en la cara. 
Aunque esta condición puede aparecer a cualquier edad, por lo general, comienza a mostrar signos en los niños pequeños. Sin embargo, no se cura completamente, pero existen algunos remedios caseros que ayudan a reducirla.

REMEDIOS CASEROS PARA TRATAR LA QUERATOSIS PILARIS

1.ACEITE DE COCO
El aceite de coco, aparte de tener propiedades antibacterianas y antiinflamatorias que ayudan a curar el enrojecimiento, contiene ácido láurico que ayuda a romper la queratina y evitar que se acumule. Al aplicar generosamente este aceite sobre la piel unas horas antes de bañarnos nos ayudará a combatir la queratosis pilaris. De igual forma podemos también mezclarlos con otros ingredientes como el vinagre de manzana o miel para tratar el área afectada, esto debe dejarse secar y luego retirar con una toalla húmeda.

2.YOGUR

Aunque no lo creas el yogur, por ser un ácido láctico, al colocar un poco del mismo en las zonas afectadas ayudará a que tu piel se sienta más suave, ya que disminuye la sequedad y alivia el exceso de queratina en los folículos pilosos. Tomar yogur o aplicarlo en la zona afectada, hidrata y alivia la irritación. Se puede usar este tratamiento de forma regular.

¡Bicarbonato de sodio al rescate! 7 consejos que aumentarán tu belleza y atractivo

3.BICARBONATO DE SODIO
El bicarbonato de sodio funciona de forma eficiente como exfoliante para eliminar las células muertas de la piel que bloquean los poros. Para este remedio es necesario mezclar suficiente agua con dos cucharaditas de bicarbonato de sodio para hacer una pasta y humedecer la piel frotándola suavemente con movimientos circulares. Luego retiramos con agua tibia y se hidrata la piel como de costumbre. Este remedio podemos repetirlo hasta dos veces por semana, tomando precauciones ya que el bicarbonato de sodio puede alterar el pH de la piel.

4.VINAGRE DE MANZANA
El vinagre de sidra de manzana es ideal para combatir la queratosis pilaris, pues nos ayuda en la reducción de la inflación de la piel, ya que sus propiedades astringentes ayudan a desobstruir los poros. También previene infecciones por sus propiedades antibacterianas.
Es uno de los remedios caseros que trata la enfermedad más rápidamente. Para ello mezclamos partes iguales de vinagre de sidra de manzana orgánico y agua. Aplicamos en la zona afectada, dejando la mezcla durante unos minutos y luego retiramos. Este tratamiento puede repetirse varias veces al día hasta que esté satisfecho con los resultados. Si la solución es demasiado fuerte para su piel, puede diluirla añadiendo más agua.

Cero canas gracias al aceite de coco

5.BAÑO DE AVENA
La avena es otro ingrediente fabuloso para su piel, ya que calma la piel seca y la picazón. También se puede utilizar como un exfoliante de la piel para deshacerse de la acumulación de células muertas, haciendo ver nuestra piel más firme. Para esto es necesario remojarse en un baño de avena entre 20 a 30 minutos y luego secamos con una toalla; de esta manera no solo eliminamos impurezas sino que al mismo tiempo hidratamos nuestra piel

6.ACEITE DE OLIVA

El aceite de oliva es utilizado para tratar problemas de la piel, sobre todo la queratosis pilar, ya que hidrata la piel sin obstruir los poros. Este aceite contiene vitamina E, por lo que disminuye la sequedad y estimula su reparación. Aplicar una cantidad generosa de este aceite en las partes afectadas masajeando, y, al mezclar el aceite con otro ingrediente como el azúcar, podemos tener mejores resultados.

A pesar de la queratosis pilaris es una enfermedad genética de la piel inofensiva, causa molestias estéticamente. En algunos casos esta enfermedad empeora durante la pubertad, los inviernos y en el embarazo puede picar un poco. 

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus