Así quedó Linda Pérez luego de su aumento de senos

Monterrey, México- Una joven madre de 24 años de edad murió anoche en la ciudad de Monterrey luego de haber caído en coma por consumir pastillas para bajar de peso.

Lucero Priscila Garza era madre de una bebé de un año. Ella, con el fin de adelgazar, consumió durante un mes las pastillas llamadas Avitia Cobrax. Lucero, como la mayoría de las madres que acaban de tener bebés, ganó algunos kilos durante su embarazo, por lo que tomó un atajo para adelgazar, que le costó la vida. 

El pasado lunes 26 de junio, Lucero Priscila fue ingresada en un hospital por presentar fuertes dolores de cabeza. Luego de practicarse algunos exámenes se determinó que tenía un edema cerebral producto de unas pastillas que compró por Facebook en 1.500 pesos mexicanos.

Lucero Priscila ya tenía dos días ingresada en el hospital cuando sufrió un paro cardiorrespiratorio. Los especialistas lograron revivirla, pero luego tuvo muerte cerebral. 

Difícil decisión 


Luego del paro que sufrió, a Lucero Priscila le sobrevino muerte cerebral. La joven estuvo en el hospital durante seis días, por lo que su esposo Marco Antonio González tomó la difícil decisión de desconectar a su esposa, pues no le daban esperanzas de que pudiera despertar.

Ahora caerá todo el peso de la ley sobre los responsables...


La Secretaría de Salud de Nuevo León alertó a la ciudadanía sobre el riesgo que representa el consumo de las pastillas Avitia Cobrax. La página de Facebook del producto fue cerrada. 
En redes sociales estas pastillas se promocionan como un tratamiento hecho a base de ingredientes naturales.

OTROS ESTÁN LEYENDO:

-Asesinada por poner frases en Facebook
-Oficial de policía adopta a un niño de 8 años que salvó de maltrato infantil severo
-Pareja se separa y mira lo que les hacen a sus mascotas…

 

 

Según investigaciones, estas pastillas ya habían sido prohibidas, pero este producto ha cambiado de nombre varias veces. Antes se comercializaba bajo el nombre de Thermatrim, luego cambió a Pura Vida. Estas pastillas fueron prohibidas en 2014 por la Cofepris, pero sus distribuidores continuaron comercializándola a través del internet.

Avitia Cobrax no cuenta con registro sanitario, por lo que no garantiza ni su calidad ni su eficiencia. Por esta razón, Cofrepris pide que no consuman. Este producto.
Las autoridades de Nuevo León anunciaron que ya investigan el caso.

Bernardo González Garza, el procurador, dijo a los medios de comunicación que se aplicará todo el peso de la ley a las personas que le vendieron las pastillas a Lucero Priscila.

 
¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus