Padre propina golpiza a su hijo detenido en comisaría

Lubbock, Texas – Madison Coe, una niña de 14 años de edad de Lubbock murió este domingo 9 de julio por la mañana, después de que se electrocutara accidentalmente en una bañera.

La madre y la abuela de la víctima dijeron que estaba en la bañera, o que quizás conectó su teléfono o simplemente lo agarró y que ya estaba enchufado. Sucedió en la casa de su padre en Lovington, Nuevo México.

Madison acababa de graduarse en el 8vo grado de la Escuela Intermedia Terra Vista en Frenship ISD.

"Frenship ISD está de luto por la pérdida de Madison Coe. Deseamos compartir nuestras sinceras condolencias con su familia y amigos mientras llevamos la carga de esta tragedia juntos", dijeron los funcionarios del FISD.

Se esperaba que Madison asistiera a la escuela secundaria en Houston, mientras su familia estaba en proceso de mudarse.

"La llamo mi estrella brillante", dijo su abuela, Donna O'Guinn.

Madison tenía 14 años, era una joven sabia, más allá de sus años.

"Ella era muy inteligente. Era una estudiante muy buena en la escuela. Simplemente amaba la vida ", agregó O'Guinn.

Madison tenía mucho por delante, ya que impactó a los que la rodeaban de manera positividad con su amabilidad. Ella era una jugadora de baloncesto y tocaba la tuba en la banda en Terra Vista Middle School.

"Ella era dulce con todo el mundo y todos la amaban", dijo O'Guinn.

Con lágrimas en los ojos, la abuela de Madision cuenta que no entiende por qué la vida de su nieta fue arrebatada tan pronto.

Su familia dice que Madison estaba en la bañera y agarró su teléfono que estaba enchufado a un cargador conectado a un enchufe del cuarto de baño.

"Había una marca de quemadura en su mano, la mano con la que habría agarrado el teléfono. Todo era muy obvio. Eso era lo que había sucedido ", dijo O'Guinn.

 

La familia de Madison cree que este terrible accidente es algo que le puede pasar a cualquiera. Pero ahora su misión es asegurarse de que no vuelva a suceder.

"Esta es una tragedia que no tiene que pasarle a nadie más. Y queremos que algo bueno salga de esto. Queremos concienciar a las personas de no usar su teléfono celular en el baño, ya que está conectado y cargando ", dijo O'Guinn.

El mensaje sobre lo que le sucedió a Madison se sigue compartiendo en Facebook. El caso les está abriendo los ojos a muchas personas sobre los peligros de la electricidad y el riesgo de conectar cualquier aparato eléctrico que no sea a prueba de agua o que esté cerca del agua.

"Es abrumador darse cuenta de que hay gente que ni siquiera conocemos y con la que probablemente ni siquiera nos reuniremos algún día que hayan tomado este mensaje y lo hayan compartido para proteger a otro niño o incluso a un adulto. No queremos perder a nadie ", dijo O'Guinn.

Así como la familia de Madison lamenta su pérdida, tienen la esperanza de que este mensaje resuene en cualquiera que lo oiga.

OTROS ESTÁN LEYENDO:

El milagro del perejil. Pierde 10 kilos en 3 días
Tomar alcohol durante el embarazo podría afectar la salud de tus bisnietos, sugiere el estudio
Desinflama tu vientre con este batido: Limpia el colon y elimina toda la grasa de tu cuerpo

"Tenemos que ser conscientes. Necesitamos enseñarles a nuestros niños que la electricidad y el agua no se mezclan ", dijo O'Guinn." Ella va a ser muy extrañada por todos nosotros. Ella tiene un lugar especial en mi corazón".

Habrá un servicio conmemorativo para Madison Coe el sábado, 15 de julio, a las 2:00 p.m. En Kings Ridge Church of Christ en Lubbock. La dirección es 4201 98th Street.

Se están recaudando fondos para ayudar a la familia a realizar el memorial. Si puede cooperar con los gastos, ayude a esta familia. Han abierto una cuenta en Gofundme.com

 

Paz a sus restos...

 
¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus