Beliefnet

¿Dejarías tu trabajo si tu jefe te dijera esto?

MIRA EL VIDEO AL FINAL DE LA HISTORIA... 

El ex bombero Pat Hardison sufrió una grave quemadura en su rostro cuando respondió a un incendio en una casa casi quince años atrás.

Cuando Hardison entró en la casa aquel día con tres compañeros bomberos, el techo se derrumbó a su alrededor y la máscara que traía puesta se derritió en su cara.

La única razón por la cual Hardison sobrevivió al incendio se debió a que cuando se quitó la máscara, cerró los ojos y contuvo el aliento, de lo contrario, el humo hubiera destruido su vista y sus pulmones.

Posteriormente pasó 63 días en el hospital, donde los médicos intentaron darle el mejor parecido de una cara posible. Pero aún así, había perdido sus orejas, los labios, la mayor parte de la nariz y prácticamente totalidad de su tejido del párpado.

Cuando Hardison regresó a su casa, sus hijos ni siquiera lo reconocían y se asustaron cuando lo vieron. Durante los siguientes 14 años, se sometió a 71 operaciones. El estrés fue demasiado para él y su esposa, y a pesar de tener dos hijos más después de la cirugía, Hardison y su esposa se divorciaron.

.

Luego, en 2014 Hardison, se encontró con su primer luz de esperanza en un largo tiempo. Un amigo de la iglesia de Hardison escribió al Dr. Rodríguez, quien había realizado un trasplante de cara de 2012 en la Universidad de Maryland Medical Center, y al enterarse de la historia de Hardison, el Dr. Rodríguez accedió a ayudar.

Todavía tenían que encontrar una coincidencia, y eso incluye la búsqueda de una persona con el color adecuado de la piel, color de pelo, tipo de sangre y estructura esquelética.

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus