Beliefnet


¿Te imaginas perder la audición a cierta edad y no poder escuchar la voz de tus hijos? Esta es la historia de una madre de tres varones, luchadora, quien perdió la audición a causa de una enfermedad cuando tenía 20 años.

Para ella la vida dio un giro de 360 grados, paulatinamente fue perdiendo la capacidad auditiva, hasta que un día no pudo escuchar más las voces de ninguna persona, se acostumbró a leer los labios, lo cual muchas veces la llevó a evitar reuniones grandes, pues se sentía incomoda.
 
La mayor parte del tiempo no podía mantener una conversación completa con una persona sin perder el hilo, y lo más duro fue que dio a luz a su último niño, el cual tenía ya 8 años de edad y no había escuchado nunca su tierna voz. 

Fue entonces a sus 30 años cuando decidió ir a su primera consulta auditiva. Llena de miedo, ilusiones y esperanza se reunió con su doctor quien para su sorpresa ya le tenía la solución: El implante coclear.

El implante coclear es un aparato electrónico médico que cumple con sustituir la función del oído interno que ha sido dañado. Se diferencia de las prótesis auditivas en que estas amplifican el sonido, más el implante coclear lo que realmente hace es el trabajo que dejó de hacer la cóclea (ubicada en el oído interno) por algún daño ocasionado por accidente o enfermedad.

Luego de dos años en consulta ésta joven madre decide hacerse la operación, y el resultado no podrás creerlo. Mira el video y luego dime si no lloraste al final. ¡Qué hermoso! Video:
¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus