Beliefnet

Los Doctores Le Dijeron Que Debía Dejar Morir A Uno De Sus Trillizos, Pero Mira Lo Que Ella Respondió

Los médicos le dieron poca expectativa de vida y permanecía en estado de coma. Pero la joven, se recobró súbitamente el domingo mientras su familia cantaba himnos religiosos a su alrededor. El hecho fue catalogado como un verdadero milagro.

Lexi Hansen, una estudiante de 18 años residente en Salt Lake City, había sufrido un accidente al atardecer del pasado 26 de febrero, tras haber sido atropellada por un automóvil; cuando se desplazaba en su longboard -un skate más largo de lo habitual- en la intersección de University Avenue y Canyon Road. No hubo alcohol, drogas ni iba mandando mensajes de texto cuando sucedió el siniestro, según los reportes policiales.

La joven sufrió gravísimas heridas y quedó en estado vegetativo. El cuerpo médico que se ocupó de Hansen en el Centro Médico Regional del Valle de Utah, en Provo, advirtió a sus familiares que Lexi se encontraba en estado de muerte cerebral y tenía un cinco por ciento de esperanza de vida; por lo que, seguramente, no le quedaba demasiado tiempo.

Sin embargo, días atrás sucedió algo que aún ni los médicos pueden explicar. Varios de sus familiares se reunieron en el centro médico y comenzaron a orar por ella y a entonar himnos a su alrededor. De acuerdo a lo publicado en la página de Facebook administrada por sus familiares, Lexi “abrió los ojos y los mantuvo abiertos por casi una hora mientras cantábamos himnos para ella como familia. Mientras cantábamos, ella hizo la señal de ‘te amo’ con sus manos, moviendo sus brazos para que todos la viéramos. Entonces se inclinó para tomar las manos de cada uno de nosotros. Apenas podíamos cantar a causa de las lágrimas que caían por nuestros rostros. Sabíamos que estábamos ante un verdadero milagro”.

Si bien aún tiene un largo camino por recorrer para recuperarse totalmente, la familia de Lexi cree que su vida está a salvo, gracias a este milagro.
Al respecto, su madre, Marcia Hansen, ha dicho que Lexi es una luchadora. Cada día está mejor que el día anterior, aseguró. “Cada día es un milagro, cada nuevo día”, dijo. “Fue un cero por ciento cuando la encontraron, un uno por ciento al día siguiente. Ahora aún hay algunas cosas que no sabemos si mejorarán, pero casi todo es realmente positivo”, aseguró con entusiasmo.


TE PUEDE INTERESAR:

¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus