Nunca dejes que tus hijos se sienten en posición "W", si los ves ¡detenlos inmediatamente!