Beliefnet

¿Cómo será tu bebé? ¡Averígualo con este TEST!

El papa Francisco reafirmó la oposición de la Iglesia católica con respecto a las bodas gay, y habló sobre la posibilidad de que la Iglesia podría aceptar cierto tipo de uniones civiles. El sumo pontífice recordó que el matrimonio “es entre un hombre y una mujer”. Sin embargo, consideró que es preciso tener en cuenta diversos casos de uniones y evaluarlos en su variedad.

Según afirmó el papa al diario italiano Corriere della Sera, es innegable que las uniones civiles proporcionan seguridad financiera a las parejas que conviven, por ejemplo, en lo que se refiere a seguro médico.

Algunos informes daban cuenta de que ya cierto número de obispos habían aceptado uniones civiles de personas del mismo sexo, incluido el propio Francisco cuando fue arzobispo de Buenos Aires en 2010. Sin embargo, sus recientes comentarios constituyen la primera revelación de alguien con la investidura papal concerniente a las uniones civiles.

A casi un año de haber asumido el cargo, el papa Francisco se muestra más tolerante que sus antecesores y, por lo menos, se abre a la discusión de varios temas vedados por los anteriores papas.  El asegura que “la situación en que vivimos nos enfrenta a nuevos desafíos que usualmente son difíciles de entender, por lo tanto, la Iglesia debe tener cuidado de no administrar una vacuna en contra de la fe”.

El Vaticano negó posteriormente que sus comentarios signifiquen una apertura hacia las uniones entre personas del mismo sexo. Muchos líderes católicos se oponen firmemente a este tipo de uniones, en tanto ―según otros informes― hace algunos meses el papa había dicho que la Iglesia no debía “interferir” en la vida espiritual de gays y lesbianas.

En la entrevista con Corriere della Sera, Francisco también trató otros temas clave, tales como la prohibición de la contracepción, el rol de la mujer y los escándalos de abuso sexual por parte de religiosos.

Sobre la anticoncepción, el papa resaltó la figura de Pablo VI, quien tuvo el coraje de ir contra la mayoría al restaurar la prohibición en 1968.

Sobre el rol de la mujer en la Iglesia, destacó que ellas deben estar donde se toman las decisiones y tener una participación “más funcional”.

En relación al abuso sexual a niños por parte de clérigos católicos, un escándalo que sacudió a la Iglesia católica de Estados Unidos, Francisco dijo que esto ha dejado “muy profundas huellas” en las víctimas. También agregó que la Iglesia ha intentado ser transparente en este sentido, pero siempre “la Iglesia es la única en ser atacada”.


¡Únete a la discusión
comments powered by Disqus